Download La musa aprende a escribir. Reflexiones sobre oralidad y by Eric A. Havelock PDF

By Eric A. Havelock

Show description

Read Online or Download La musa aprende a escribir. Reflexiones sobre oralidad y escritura desde la Antigüedad hasta el presente PDF

Similar spanish books

Alfonso X, the Learned

A really groundbreaking ebook, featuring a portrait of Alfonso X, monarch and medieval highbrow par excellence, and the extreme cultural background of Spain at the moment.

Extra info for La musa aprende a escribir. Reflexiones sobre oralidad y escritura desde la Antigüedad hasta el presente

Example text

L. Austin sugirió (1961) que los enunciados «realizativos» (performative) constituyen una categoría aparre, estaba identificando lo que más tarde se percibiría como una característica quizá fundamental de la comunicación oralmente preservada, donde servía de instrumento necesario de la memorización,_ La escena se traslada al Canadá (Havelock, 1982b). HaroId Innis, renombrado economista de 'Ioronro, podía parecer un didato inverosímil para enzarzarse en la cuestión de oralidad y escritura; inverosímil parecía que dedicara sus energías intelectuales, durante los últimos años de una vida trágicamente malo-grada, a la exploración histórica del papel de la oralidad en las culturas humanas del pasado.

Nosotros nos familiarizamos con esta forma que existe en nuestros libros de texto, nuestras leyes, nuestras escrituras religiosas, nuestras tecnologías, nuestra historia, filosofía y literatura. Se nos hace entrar en contacto con una parte de ello en el transcurso de nuestra educación escolar. Acaso olvidemos los detalles cuando nos dedicamos a nuestros quehaceres de adultos, pero está ahí, en el fondo de nuestra mente, LA TEORÍA GENERAL DE LA ORALIDAD PRIMARIA 97 como un conjunto de instrucción que se da por sentado, el fundamento de nuestra conducta como seres humanos o, en un caso dado, como americanos o cualesquiera otros seres humanos nacionales.

Partiendo de una tensión dentro de su propio presente, la extrapoló a la historia, remont~n­ dose a los griegos, a Mesoporamia, Egipto, Asiria y cualquier sitio en donde encontrara agua para su molino. dustria canadiense del papel y de la pasta de papel. Como patriota, creía ver que se estaba destruyendo los bosques de su país garantizar un efímero instante de lectura superficial en el metro de Nueva York. Estaba evocando, en efecto, el espectro de una cultura de imprenta dominada por las rotativas y advertía del peligro de su corrupción (Havelock, 1982b, págs.

Download PDF sample

Rated 4.54 of 5 – based on 26 votes